Páginas vistas en total

martes, 20 de septiembre de 2011

20-09-11

Aquí estoy de nuevo, en esta ocasión se trata de puestas de sol en la playa. Podemos hacer 1000, 2000 o 500.000 fotografías en el mismo sitio, seguro que todas serán distintas.
Algunas son aportaciones de Ricky y otras mías.



La luz del atardecer es una iluminación complicada y cambiante pero tiene una  dominante dorada encantadora, que posíblemente equivocara al viajero de la antiguedad que decía haber visto una impresionante estatua de Hércules de oro en el templo que existía dedicado al Hércules Gaditano, y que anteriormente era un santuario dedicado al dios fenicio Melkart en una pequeña isla situada en el litoral gaditano Sancti Petri (Piedra Santa).



La mejor arma para cazar es una camara fotográfica, no tiene efectos colaterales solo satisfacciones. Me encanta ser cazador del tiempo, yo creo que la fotografía es el único medio que se ha creado capaz de congelar un irrepetible segundo.




Las puestas de sol, el ocaso, siempre llama muchísimo la atención y si es sobre el mar creo que muchísimo más. Como comentaba al principio todas son distintas, por la luz cambiante, por las nubes, por el mar, por el viento, por las focales que utilices, . . . .   




El encarar una cámara y mirar a través del objetivo siempre me ha abstraído tanto que tengo que hacer un esfuerzo para relajarme e intentar aplicar los pocos conocimientos que tengo en fotografía y las técnicas que una y otra vez repaso para tenerlas en mente. Es una obsesión por querer conseguir con una sola mirada todos los matices que observo. 




Aunque la rompiente es sinónimo de brusquedad de olas queriendo anular la dureza de las piedras, he intentado que el agua rompa de forma suave como si de una nube se tratara con sus crestas blanqueadas de algodón.   
  




Los rayos del sol se asoman entre las  nubes, queriendo entrever las olas y la costa que se va obscureciendo con su marcha, dejando destellos de fuego sobre el mar.




Ya casi sin luz las olas siguen afanadas en remover la escollera, pero la magia de la fotografía suaviza y relaja su ímpetu, dejando girones blancos y algodonosos sobre ellas. 

Espero que haber conseguido despertar vuestra "inquietud" por la fotografía y seguir descubriendo y avanzando en las diversas técnicas, porque al final siempre, siempre obtendréis satisfacciones.
Un saludo a todos y gracias a Ricky por sus fotos. 

miércoles, 14 de septiembre de 2011

14-09-11

Hola amigos, hoy es una entrada pequeña, por el número de fotos no por la importancia de la entrada. Se trata de compañeros de mi trabajo y sobre todo amigos, y lo importante de estas fotografías,  aunque no sean de muy buena calidad, es que despues del transcurrir de los años el hijo mayor de esta pareja, que sale en las fotos, se esta aficionando a la fotografía y me ha escrito para que le aclare algunas dudas.  Por supuesto intentare ayudarle en todo lo que pueda y espero que pronto me envíe fotos para poderlas exponer en este blog.





Animo Oscar, la fotografía te da muchas satisfacciones, es un mundo apasionante.

Un saludo y ya sabes donde estoy.
  

lunes, 12 de septiembre de 2011

11-09-11

Hola de nuevo, hoy subo unas fotos del IV festival aéreo, bueno es de uno de los días de entrenamiento porque el día del festival no podía estar allí.




Es la Patrulla Águila, en una formación de reactores componiendo una armoniosa y temeraria estampa. 




Gris de nervios de acero y rojo de pasión por volar.




Como pájaros de hierro desafiando las leyes de la gravedad.




Una forma clásica "el espejo", en la que la pericia es fundamental para conseguirla.





Indudablemente hay que ser de una pasta especial, en la que el ingrediente fundamental es el valor.




Creo que la velocidad es el denominador común de la era en que vivimos, cuanto mas corremos menos tiempo tenemos para todo. Si consiguiéramos parar un poco las cosas podríamos admirarlas y entenderlas mejor, como en este caso.

Espero que os hayan gustado.

sábado, 3 de septiembre de 2011

03-09-11

Hola de nuevo, hoy quiero enseñaros el trabajo de un buen amigo mío, que se ha especializado en la macro-fotografía, plasmando a sus bichos, como el mismo dice.  Es una especialidad que requiere una técnica muy específica y a base de realizar muchas pruebas y tener una enorme dosis de paciencia.  
Ha conseguido varios premios y publicaciones de sus obras.



Es un micro mundo del que no somos conscientes de su existencia, pero que guarda una sorprendente puesta en escena, por sus coloridos, formas y actitudes.





A la complejidad de lo diminuto, en este caso se une el movimiento. Casualidad, paciencia, técnica, experiencia, etc..  Yo creo que es un compendio de cosas. 




Una pequeña flor encierra un mundo de color y una compleja maquinaria de reproducción, estambres, pistilos, gineceo, androceo. Una maravilla que nos muestra Nino en todo su esplendor.




Esta pequeña rana nos muestra curiosa su piel y sus ojos que parecen estar tapizados de pan de oro.




El trabajo incansable de estos pequeños gigantes, queda recogido en esta instantanea que nos regala nuestro amigo.





Plasmadas sus alas de pequeños diamantes de agua, esta libélula sacia su apetito voraz en un paraiso rojo de amarillos pólenes.

Gracias Nino por descubrirnos este maravilloso micro cosmos.